Sat. Jul 13th, 2024

¿Son peligrosos los patinetes eléctricos?

¿Son peligrosos los patinetes eléctricos?

Un monopatín eléctrico es un vehículo basado en un monopatín tradicional de propulsión humana con un kit eléctrico. Los monopatines eléctricos se clasifican generalmente en dos ruedas o de una sola rueda, y los modos de transmisión más comunes son: motor de cubo (HUB) y transmisión por correa, siendo la principal fuente de energía un paquete de baterías de litio.

La seguridad de los monopatines eléctricos se centra más o menos en la potencia extra que tienen, que es obviamente peligrosa en comparación con los monopatines normales. Sin embargo, al igual que ocurre con los vehículos a batería y los coches, el peligro sólo se limita a la habilidad del conductor. Dejando a un lado la tecnología, cuanto más rápido vaya un monopatín, más probable es que sea peligroso, porque la velocidad del mismo monopatín eléctrico se controla con un solo interruptor, así que incluso si eres un novato puedes conducirlo hasta la velocidad máxima, pero la pregunta clave es ¿cómo vas a conducir con seguridad a esa velocidad?

Esta es la raíz de muchos de los problemas de seguridad de los monopatines eléctricos, como es fácil empezar, la mayoría de los nuevos riders se acostumbran rápidamente a la velocidad mínima y luego se confían demasiado acelerando, acelerando, acelerando y luego cayéndose porque no tienen la habilidad y la capacidad para hacerlo.

Terrenos y escenarios muy propensos a accidentes

Terreno accidentado o irregular: Pequeños baches, grava e incluso pequeños baches pueden ser un gran obstáculo para ti. Cada vez que pasas por encima de un trozo de grava, la trayectoria o dirección de tu monopatín se ve afectada. A altas velocidades, el potencial de cambio es aún mayor, haciendo que te tuerzas y gires o incluso que vuelques.

Superficies mojadas: Las superficies mojadas tienen menos fricción y son más propensas a derrapar. Es muy difícil montar en monopatín en este tipo de carreteras, por no hablar de los monopatines eléctricos, más rápidos, que pueden volcar si no tienes cuidado.

Sección cuesta abajo: incluso montar en una pendiente más suave añadirá aceleración a su monopatín eléctrico, una vez que no puede adaptarse a la velocidad, haciendo que su cuerpo se balancee y se sacuda y se caiga. Por lo tanto, generalmente se recomienda apretar los frenos para ir cuesta abajo, o levantarse del suelo y arrastrar el monopatín cuesta abajo antes de montar.

Entorno poco iluminado: aunque los monopatines eléctricos pueden equiparse con luces para facilitar la conducción nocturna, pero incluso las luces más brillantes pueden iluminar sólo un rango, y si hay escombros o un barranco delante de ti, para cuando reacciones ya estarás muy cerca de ellos. Además, el rescate nocturno es más complicado y problemático que el diurno.

Los patinetes eléctricos se controlan del mismo modo que las bicicletas eléctricas tradicionales, lo que resulta fácil de aprender para los conductores. Equipados con un asiento desmontable y plegable, son más sencillos que las bicicletas eléctricas tradicionales en cuanto a estructura, ruedas pequeñas, ligereza y simplicidad, lo que puede ahorrar muchos recursos sociales. En los últimos años, el rápido desarrollo de los patinetes eléctricos con baterías de litio ha dado lugar a nuevas demandas y dinámicas.

La calidad de las carreteras mejora constantemente, y se ha convertido en un hecho que los patinetes eléctricos, como la facción más importante e influyente de los vehículos de ruedas pequeñas, han tomado el relevo para sustituir a las bicicletas (eléctricas) convencionales.

Related Post

Leave a Reply